Capsulas o pastillas de hipérico

Es probable que no te suene familiar el nombre de hipérico y mucho menos Hypericum perforatum,  pero si hablamos de Hierba de San Juan o corazoncillo seguramente la situación cambie.Todos estos términos hacen referencia a la misma planta, cuyas propiedades curativas se ha estudiado desde hace muchos años atrás siendo reconocida hoy en día como efectiva para el tratamiento de diferentes enfermedades.

Esta hierba es una planta que pertenece a la familia de las hipericáceas que crece en muchas partes del mundo aunque es originaria de Europa.
Se caracteriza por sus flores amarillas de pétalos de gran tamaño que si se presionan toman un color rojo muy particular que en otros tiempos se decía que representaba la sangre de San Juan, considerando además que el florecimiento de la planta es justamente  el 24 de Junio, día de este santo.
Incluso era considerada como una planta milagrosa debido a los resultados que se obtenían al usarla.

Hoy en día, mucho más allá de las leyendas, se ha podido comprobar, tras numerosos estudios, su eficacia como tratamiento natural especialmente de enfermedades relacionadas con el sistema nervioso como la depresión y trastornos de ansiedad.

capsulas de hipérico

Hipérico y la depresión

 

Aunque el termino depresión suele usarse comúnmente para expresar estados de desánimo en general, la depresión es realmente una enfermedad que va más allá de la tristeza o apatía que se siente en algún momento determinado por razones específicas.

La depresión es un problema serio que debe ser tratado por profesionales, caracterizado por un profundo sentimiento de tristeza que no desaparece a lo largo del tiempo y que impide el desarrollo de las actividades normales de quien lo padece.
Si no es tratado puede desencadenar situaciones verdaderamente graves y ocasionar severos daños al individuo.
Su tratamiento suele estar basado en terapias psicoterapéuticas combinadas con la administración de fármacos en capsulas.
Estos fármacos si bien cumplen en la mayoría de los casos con su función respecto a los síntomas de la depresión, suelen tener importantes efectos secundarios.

Es en este punto donde empieza a jugar un papel importante el uso de la hierba de San Juan como antidepresivo natural ya que puede resultar tan efectivo como cualquier fármaco pero sus efectos secundarios son muchos más leves.

Quizás te estés preguntando cómo es posible que una simple planta que crece de forma silvestre y natural, pueda tener el mismo efecto que los medicamentos elaborados en los laboratorios.
Te diremos que esto se debe a los componentes activos presentes en la planta que actúan sobre ciertos neurotransmisores responsables de las sensaciones de tranquilidad, felicidad y placer.
Estos componentes son principalmente la hipericina e hiperforina que reducen la reabsorción de sustancias como la serotonina y la dopamina que afectan el estado de ánimo y el humor. Mientras el nivel de serotonina y dopamina se mantengan altos, el estado de ánimo tiende a ser mejor.

Esta planta se usa tanto de forma externa como interna. Su uso externo se hace a través de bálsamos o aceites de hipérico preparados a partir de la maceración de la planta, mientras que el uso interno puede hacerse bien sea a través de infusiones, capsulas o pastillas.

Aquí entran las capsulas de hipérico

Una de las formas de usar la hierba de San Juan con fines medicinales es través de capsulas o pastillas elaboradas a partir de esta planta.

Algunas personas prefieren tomar las capsulas bien sea porque no tienen tiempo para preparar la infusión, porque les resulta más cómodo e incluso porque no les agrada del todo su sabor.

Estas capsulas suelen utilizar extracto seco de hipérico lo que permite mantener intactas las propiedades curativas de la planta. La gran mayoría se caracteriza por ser 100% naturales por lo que no contienen azucares, colorantes, conservantes ni gluten.
Hoy en día existen en el mercado diferentes marcas que ofrecen estas pastillas y se pueden encontrar en varios tipos de presentaciones.
Aunque en su prospecto indican una dosis recomendada de capsulas por día, lo ideal es acudir al médico antes de empezar a tomarlas.

Por más que se trate de un producto natural, de igual forma debe ser usado con cuidado. La utilización de esta y todas las plantas medicinales en general no debe ser tomado a la ligera, ya que si bien es cierto que aportan muchos beneficios también pueden tener efectos no deseados dependiendo de la condición de cada persona.

Algunas hierbas así sea en pastillas pueden interactuar con otros medicamentos anulando su efecto en la mayoría de los casos, por lo que es importante consultar con los profesionales de la salud sobre su uso y efecto sobre otros fármacos.

Por otra parte, se sabe que no es recomendado en mujeres embarazadas o en periodo de lactancia.

Beneficios de las capsulas de hipérico

Antidepresivo y ansiolítico: Estas pastillas son ampliamente conocidas como un potente antidepresivo natural gracias a los efectos de sus componentes activos que actúan sobre ciertos neurotransmisores relacionados con el estado de ánimo y el humor. Es importante consultar con el especialista antes de tomar estas capsulas ya que pueden interferir con otros medicamentos que se estén utilizando como parte del tratamiento para la depresión.

Digestivo natural: Los componentes de la hierba de San Juan ayudan en los procesos digestivos, además calman el ardor de estómago relacionado con ulceras y gastritis.

Analgésico: Las capsulas también se utilizan para aliviar los dolores de cabeza producto de jaquecas o migrañas, obteniendo buenos resultados.

Alivia los efectos de la menopausia: Durante la etapa de la menopausia muchas mujeres tienden a sufrir los estragos  ocasionados por los cambios que su cuerpo está atravesando. Sofocos, cambios de humor, sudores fríos, son algunos de ellos, estos pueden verse aliviados efectivamente con estas pastillas.

El hipérico también ayuda a conciliar el sueño, a contrarrestar agentes patógenos y a eliminar líquido retenido entre muchos otros beneficios.

En conclusión, la hierba de San Juan o corazoncillo es un verdadero regalo de la naturaleza que usado con conciencia y bajo supervisión médica puede aportar numerosos beneficios a la salud y contribuir al tratamiento eficaz de muchas afecciones.